Para seguir utilizando esta página web debe permitir el uso de cookies en su equipo. Haga clic aquí para tener más información sobre nuestra política de cookies así como los tipos de cookies que utilizamos.

Índices de Sostenibilidad Morningstar: Análisis de cartera

Analizamos los sesgos de cartera de los índices de sostenibilidad Morningstar y sus implicaciones a nivel de rentabilidad

Dan Lefkovitz 03/02/2017

La ley de consecuencias no intencionadas también se aplica también a la selección de fondos de inversión. Elija un fondo de alta rentabilidad por dividendo y puede terminar con un peso excesivo en el sector de consumo. Seleccione acciones en base a criterios fundamentales, como, por ejemplo, los beneficios, y tendrá un sesgo hacia compañías de valor.

Buscar compañías en base a la “sostenibilidad” o al ESG (medioambiente, responsabilidad social y gobierno corporativo) no es diferente. En su estudio “Unintended Biases in ESG Index Funds”, Alex Bryan, analista de Morningstar, descubrió que diferencial metodológicas en la construcción de índices ESG causan diferentes exposiciones de la cartera a nivel de sectores, estilos, y tamaños de compañías. Estos sesgos tienen un impacto sobre el riesgo y sobre la rentabilidad. Ahora que Morningstar ha creado sus propios índices de sostenibilidad, podemos compararlos con sus homólogos no sostenibles en cuanto a cartera y performance.

Morningstar’s broadest ESG index, global equities screened for sustainability, has recorded a very similar risk/return profile to the non-ESG global equities index over 4+ years of back-tested history. This similarity persists despite real differences at the holdings level. Narrower country-level indexes have exhibited more potential for differentiated performance.

Breve recordatorio de la metodología utilizada en los índices de sostenibilidad de Morningstar

Morningstar’s ESG indexes are designed as benchmarks. They include best-in-class companies rated on sustainability criteria while maintaining broad-based market exposures. Like the Morningstar Sustainability Rating for funds, the indexes are powered by company-level ESG research from Sustainalytics.

ESG índices de Morningstar están diseñados para servir de benchmarks. Incluyen las mejores empresas valoradas en función de criterios de sostenibilidad manteniendo al mismo tiempo las grandes exposiciones de los índices tradicionales.

The sustainability indexes select the highest-scoring companies on ESG and weight them by market cap. They exclude companies experiencing severe controversies. They also exclude companies involved with tobacco and controversial weapons (e.g. land mines). Weights in regions and sectors are kept within two percentage points of their non-ESG benchmarks. So if technology stocks represent 11.2% of the non-ESG index’s weight, tech exposure must stay between 9.2% and 13.2% of ESG index weight.

Los índices de sostenibilidad están compuestos por los valores que mejor puntuación ESG reciben por parte de Sustainalytics y se ponderan por capitalización de mercado. Se excluyen las compañías que presentan fuertes controversias, así como aquellas que pertenecen al sector tabaquero y las que fabrican armas controvertidas (como, por ejemplo, minas terrestres). Los pesos regionales y sectoriales se mantienen en un rango de 2 puntos porcentuales respecto a los índices no-ESG. Así, si las acciones tecnológicas representan el 11,2% del peso del índice tradicional, la exposición a la tecnología estará entre el 9,2% y el 13,2% en el índice ESG correspondiente.

 

Índices de Renta Variable Global: ESG vs No-ESG

El índice Morningstar Global Markets Sustainability es el índice de referencia ESG más amplio, al igual que el Índice Morningstar Global Markets es el índice más representativo de los mercados a nivel mundial. El índice ESG cuenta con más de 1.500 títulos de mercados desarrollados y emergentes que abarcan 11 sectores económicos. Debido a la cobertura de Sustainatitycs el historial del índice remonta hasta septiembre de 2012.

El índice ESG exhibe una capitalización de mercado ligeramente más alta que la del índice tradicional correspondiente. Eso es debe a que el universo de partida sólo contiene empresas de gran y de mediana capitalización ya que la cobertura del análisis ESG es mucho más baja en el segmento de empresas de pequeña capitalización.

Desde el punto de vista del estilo de inversión, el índice ESG dedica menos peso a las acciones value, aunque los dos índices son similares en cuanto a las medidas que utilizamos para el style box (precio/beneficio, precio/cash flow, etc).

 

Por sectores, los dos índices difieren en el rango de dos puntos porcentuales. El índice ESG dedica actualmente menos peso a las materias primas y a la energía y más peso a la tecnología y la salud. Tal vez menos predecible, la mayor infraponderación del índice ESG está en el sector de servicios financieros. Esto se debe a las puntuaciones por controversias, ya que los grandes bancos continúan luchando con las secuelas post-crisis financiera. También es notable la sobreponderación del índice ESG en industriales y sectores de servicios públicos. Recuerde que las puntuaciones ESG se asignan en base relativa a cada industria. Además, los sesgos sectoriales pueden cambiar con el tiempo, aunque se han mantenido en gran parte constantes desde el inicio del índice en el año 2012.

 

 

A nivel regional, el índice ESG tiene más peso en Europa Desarrollada y Asia Desarrollada y menos peso en América del Norte y Asia Emergente. El índice ESG está ligeramente infraponderado en mercados emergentes respecto al índice tradicional correspondiente.

Una última dimensión para el análisis es el Economic Moat (o ventaja competitiva), una definición de la calidad de las empresas. Respecto al índice tradicional, el índice ESG tiene más exposición a las compañías con amplia ventaja competitiva y menos a las empresas que no tienen ventaja competitiva. Esto podría explicarse en parte por los sesgos sectorial y de capitalización de mercado del índice. Los sectores de salud y tecnología tienen más empresas con ventaja competitiva amplia que los sectores de materiales y energía. También hay una correlación en capitalización de mercado y ventaja competitiva.

 

 

A nivel de compañías individuales, hay diferencias notables. El índice ESG no posee algunas de las compañías clave de los índices tradicionales, como, por ejemplo, Apple que tiene problemas a nivel de responsabilidad social, o Exxon Mobil. Al mismo tiempo, comparado con el índice No-ESG, el índice ESG dedica más del doble de peso a Microsoft, una compañía que presenta un buen perfil medioambiental y de gobierno corporativo, así como GE y Nestlé.

 

Implicaciones a nivel de rentabilidad

Desde una perspectiva de rentabilidades, el índice de renta variable ESG ha tenido un comportamiento muy parejo a su homólogo tradicional desde su inicio. En base a rentabilidades anuales el índice sostenible se ha comportado mejor en determinados años, pero peor en otros. Las medidas de riesgo, como la desviación estándar y ratio de Sharpe, son casi idénticos en periodos de uno y a tres años.

 

 

 

 

 

¿Cree que lo sabe todo sobre inversiones? Haga clic aquí para comprobarlo con nuestro test Morningstar Investing Mastermind.

Sobre el Autor

Dan Lefkovitz  Dan Lefkovitz is Content Strategist, Indexes Product Management.