Los ETF de bonos salvan los flujos en abril

A pesar de la fuerte recuperación de las bolsas, los ETFs de renta variable sufrieron salidas por tercer mes consecutivo 

Ali Masarwah 17/05/2016

A pesar de la recuperación general de los mercados en abril, los inversores en ETF volvieron a vender productos de renta variable el mes pasado, los cuales sufrieron flujos netos negativos por tercer mes consecutivo. Con 1.330 millones de euros de reembolsos, las ventas se produjeron, sin embargo, a un ritmo más lento que en los dos meses anteriores. Los ETFs de renta variable domiciliados en toda Europa sufrieron ventas netas por valor de 4.860 millones de euros en los cuatro primeros meses de 2016, lo que corresponde al 1,5% de los activos de ETFs de acciones a principio del año.

La demanda fue apoyada por los ETFs de renta fija que registraron suscripciones netas de 3.690 millones de euros en abril. Desde el comienzo del año, las entradas en los ETF de renta fija ascendieron a 11.640 millones de euros.

Con ello, las entradas en ETFs con vocación a largo plazo (es decir, excluyendo a los productos monetarios) ascendieron a 3,42 euros millones de dólares en entradas en abril, gracias en parte a entradas de casi 1.000 millones de euros en productos de materias primas, donde los ETPs de oro y productos diversificados fueron los principales beneficiarios.

 

Tabla 1: Flujos por tipos de activo

Un análisis más profundo de las categorías Morningstar muestra que productos que no solían ser muy populares figuran en la lista de la compra de los inversores europeos. Los ETFs de RV Usa Large Cap Blend encabezan la lista, y los ETFs de renta variable emergente y los de bonos corporativos euro (incluidos los de high yield) se situaron entre las categorías con los mayores flujos en abril. Incluso los bonos de mercados emergentes, especialmente los centrados en monedas locales, experimentaron una fuerte demanda, como muestra la tabla adjunta.

 

Tabla 2: Mayores entradas por categorías

Por el contrario, los ETF que replican índices de bonos gubernamentales seguros de la zona Euro (incluidos los de corto plazo) sufrieron salidas debido al aumento repentino de los rendimientos. Los ETFs de renta fija diversificada dólar también sufrieron salidas de dinero. Llama la atención, sin embargo, las ventas en categorías que habían gozado de gran demanda durante 2014 y 2015: RV  Euro, RV Alemania y RV Japón de gran capitalización.

 

Tabla 3: Mayores salidas por categorías

Una mirada a los flujos por proveedores muestra que iShares ha sido el líder por un amplio margen gracias a los fuertes flujos de entrada en los ETF de bonos. El predominio del líder en el segmento de renta fija se ilustra por el hecho de que el 85% de las entradas de los mencionados  11.640 millones de euros en los ETF de bonos fueron a parar a productos de iShares de renta fija. State Street (SPDR) también se benefició, en un grado mucho menor, de la demanda de ETF de bonos, sobre todo en bonos de mercados emergentes en moneda local.

Los ETfs de renta variable supusieron flujos netos negativos para la mayoría de los grandes proveedores. iShares, por ejemplo, sufrió salidas sustanciales de sus productos sobre el DAX, el Euro Stoxx 50 y el MSCI Japan. db X-trackers también vio salidas de sus productos de renta variable, razón principal de los flujos netos negativos que la entidad alemana registró en abril.

Algunos jugadores, sin embargo, rompieron con la tendencia. Amundi y UBS se beneficiaron de las entradas en ETFs de renta variable (estos dos proveedores también consiguieron entradas netas en el mes de abril). ETF Securities, por su parte, se benefició de las fuertes entradas en ETCs de oro.

 

Tabla 4: Flujos netos por proveedor

 

¿Cree que lo sabe todo sobre inversiones? Haga clic aquí para comprobarlo con nuestro test Morningstar Investing Mastermind.

Sobre el Autor

Ali Masarwah

Ali Masarwah  Ali Masarwah ist als Chefredakteur für die deutschsprachigen Seiten von Morningstar verantwortlich.