Morningstar TV: UBAM-Neuberger Berman US Value (1ª Parte)

Los prestigiosos Marvin Schwartz y Henry Ramallo nos dan su visión sobre la RV americana, el sector energético, los mercados emergentes, etc.

Facebook Twitter LinkedIn

Marvin Schwartz y Henry Ramallo, experimentados y prestigiosos gestores de renta variable americana en la gestora Neuberger Berman, nos presentan en esta primera parte de la entrevista su visión sobre las perspectivas de la renta variable en los próximos meses, y ofrecen una detallada explicación sobre el sector energético y la industria del petróleo, las energías alternativas y su estimación sobre el precio del crudo. También nos hablan sobre su exposición a mercados emergentes.

En unos días publicaremos la segunda parte de la entrevista, donde los gestores mencionan sus mejores ideas del sector tecnológico americano y también dan una clara opinión sobre los bancos y el sector financiero en general. 

Get Adobe Flash player

Javier: Hola, soy Javier Sáenz de Cenzano, Director De Análisis de Fondos para Morningstar en España. Hoy tenemos a Marvin Schwartz y a Henry Ramallo. Gracias Henry, gracias Marvin, por estar hoy con nosotros.

Marvin: Gracias a vosotros por entrevistarnos.

Javier: Marvin y Henry vienen de Neuberger Bergman, la firma independiente de gestión de activos. Ambos son los gestores del UBAM Neuberger Bergman US Equity Value, que es un fondo bastante grande, con 1.000 millones de euros de patrimonio actualmente. Marvin tiene cerca de 50 años de experiencia, Henry 20. Estamos encantados de tenerles hoy aquí.

Sé que tenéis una postura positiva sobre los US Equities en general, así que nos gustaría saber la razón de ese punto de vista; cuales son las principales razones que tenéis, cuales son los riesgos que creéis que hay en la bolsa americana y en la economía de EEUU en general. ¿Tenéis alguna preocupación respecto a posible vuelta a la recesión en EEUU?

Marvin: OK, primero, creo que demasiados inversores no aprecian el hecho que en el 2011 el S&P 500 y el Dow Jones Industrial Average, van a alcanzar unos máximos históricos en términos de beneficios. Esto parece difícil de creer para determinadas personas, debido a la duración de la debilidad económica en los años 2008 y 2009. Sin embargo ha habido una extraordinaria fortaleza y resurgimiento en de los beneficios empresariales en EEEUU. Por ejemplo, el año que se alcanzaron los máximos beneficios en el S&P 500 fue en 2006 cuando el índice de media ganó 87.72 dólares por acción. Nosotros esperamos que este índice se coloque entre los 85 a 86 dólares por acción este año, y el próximo año esperamos que pase a ser 90/92 dólares a pesar de que el consenso es de 95 dólares; Estamos ante beneficios históricos.

De igual importancia, el ratio precio sobre beneficios de la bolsa hoy en día es aproximadamente de 12,5 veces (beneficios del próximo año). Eso se puede comparar con un PER de 20 veces para el índice S&P durante los últimos 20 años. También tenemos una situación donde el nivel de apalancamiento utilizado por las compañías en EEUU ha disminuido sustancialmente durante los últimos dos o tres años, así que parece que si el apalancamiento está a la baja y la calidad de la ganancias está al alza, un múltiplo de 12,5 veces parece demasiado bajo.

Henry: Me gustaría añadir la cantidad de liquidez que hay en los balances que va a poder ser utilizada para M&A (fusiones y adquisiciones) o para recomprar acciones, incrementar los dividendos o reducir los niveles de deuda. Y la otra cosa es que nuestra cartera está cotizando con un descuento de dos puntos en múltiplos respecto al S&P 500; nuestra cartera cuenta con 33 valores a un múltiplo de más o menos 10,5 veces las ganancias del año que viene.

Marvin: Creo que debería entenderse que un múltiplo de diez es el equivalente de un retorno del 10%. Es verdad, uno no se lo va a embolsar directamente, pero una rentabilidad del 10% en un entorno donde los tipos a 10 años de los bonos del Tesoro están en el 2.5%, es un retorno muy atractivo para los inversores en renta variable.

Javier: El sector más representativo de su cartera ha sido históricamente el energético, y lo es ahora con cerca de un 35% de la cartera. Me gustaría saber cual es su visión global sobre el sector y por qué está siendo tan positivo. Y sobre todo, que áreas son más positivas para usted, ya que obviamente es un sector amplio. ¿Podéis darnos una visión global sobre el sector energético?

Henry: El  sector energético representa cerca del 33/34%, este porcentaje está compuesto por un 26/27% de compañías independientes de petróleo y de gas; la diferencia reside en compañías especializadas en perforación, tres stocks en particular, C-drill, Pride e Insco. La Agencia Internacional de la Energía (IEA) sostiene que el 85% del petróleo del mundo que está todavía por descubrir está en aguas profundas; por eso tenemos exposición en este segmento. Respecto a nuestra exposición energética, en el espacio Exploración & Producción (E&P), no invertimos en compañías como Exxon o Total; no creemos que haya nada malo en esas compañías, pero creemos que tienen más problemas para incrementar sus reservas ya que el petróleo está convirtiéndose en una materia difícil de encontrar. Contamos con compañías de E&P independientes, ya que han tenido más éxito en incrementar sus reservas. Creemos que ya se ha extraído el petróleo barato y que hay una demanda record que se avecina de acuerdo con los datos de la IEA de unos 88.2 millones de barriles al día para el 2011. El record anterior, se alcanzó en el 2007 con 87.2 millones de barriles al día. La demanda interna de Oriente Medio y de los mercados emergentes están creciendo de manera dramática, así que tomando una visión global de la demanda y teniendo el cuenta el hecho que estamos hablando de una materia que se está agotando en torno a un 8% anual, si vamos a usar unos 88.5 millones de barriles, significa que hay que encontrar cerca de 7 millones de barriles de petróleo para reemplazarlos a la vez que hay que suplir el crecimiento de la demanda que ronda el 1,5%. Así que hay que sacar a mercado 8.5 millones de barriles para solventar el agotamiento y el crecimiento, lo cual está resultando una tarea muy difícil de llevar a cabo. Creemos que la tendencia general del mercado es una subida de los precios energéticos, y ésta es la manera que queremos proteger el dinero de las personas.

Marvin: Hay un hueco que está creciendo entre los descubrimientos de petróleo en el mundo y el consumo global de petróleo en el mundo. La última vez que se descubrió petróleo a un ritmo que alcanzase la demanda de consumo, fue en 1988. También creemos como Goldman Sachs o Nomura Securities que el precio aproximado del barril será de 95 dólares el año que viene y de 110 dólares el barril en 2012. También se debería tener en cuenta que todas las compañías de gas y de petróleo en las que invertimos están ubicadas primordialmente en Norte América, o sus reservas están situadas en áreas políticamente seguras. Tenemos la creencia que muchos países en el mundo van a expropiar de alguna manera las reservas naturales que existen en sus países. Queremos asegurarnos que no nos vamos a levantar una mañana y encontrarnos con que otro Venezuela ha ocurrido, algo que no pasará con las inversiones que tenemos. Además, hay un descuento sustancial entre el precio de mercado y el valor neto de los activos de cada compañía en la que invertimos. Una de nuestras mayores posiciones es Occidental Petroleum; cotiza en 80 dólares, nosotros y otros más, creemos que el valor del activo es como mínimo de 120 dólares la acción. Otro valor es Anadarko Petroleum que cotiza en torno a los 56. Nosotros y otros analistas creemos que el valor mínimo de los activos está entre los 90 y 100 dólares por acción.

Javier: Las compañías de vuestra cartera están mayoritariamente basadas en EE UU. Sin embargo hay algunas que tienen exposición a mercados emergentes, algo que interesa a muchos inversores. ¿Cual es vuestra opinión sobre esto? ¿Creéis que estáis jugando vuestra apuesta en los mercados emergentes a través de algunas de vuestras compañías energéticas?

Henry: Absolutamente. Por ejemplo, Anadarko, ha hecho grandes descubrimientos y tiene participación de algunos de los campos de reserva de Brasil. Seadrill, como he mencionado anteriormente, tiene algunas de sus plataformas en Brasil. Sin duda, esa es la manera en la que estamos invirtiendo. ¿Si tenemos inversiones directas en Petrobras o en otras compañías en países emergentes? La respuesta es no. No creemos que sea necesario, y tenemos además algunas limitaciones sobre cuanta inversión directa podemos tener en el fondo porque debe ser fundamentalmente de EEUU. Pero sí hemos encontrado la manera, y también nuestras compañías, de jugar la carta de los mercados emergentes, especialmente en Brasil.

Marvin: También es importante saber, que el precio futuro del petróleo va a estar determinado por la cantidad de incremento en la demanda de los mercados emergentes. Así que aunque no invirtamos en esos mercados directamente, en lo que concierne al petróleo, el futuro éxito de nuestras inversiones en petróleo, estará determinado por el continuado crecimiento de Brasil, China, Rusia, India, etc…

Henry: Tenemos un ejemplo en China donde la demanda de coches está creciendo a un ritmo más fuerte que en EEUU. Este va a ser el segundo año que la demanda de vehículos va a sobrepasar la de EEUU. El año pasado se situó en 12/12.5 millones de vehículos, este año parece que va a ser 14/15 millones de vehículos. Tengo un informe sobre la mesa que dice que para el año 2015 la demanda China de vehículos será de 22-24 millones al año; estos coches seguirán funcionando con gasolina en su mayor parte, luego esto muestra una demanda incesante. Otro factor a tener en cuenta es que cerca de 2/3 de cada barril de crudo está destinado a la automoción, ya sea en forma de gasolina o diésel para coches, aviones o barcos. Por tanto si esto no cambia la demanda de crudo no va a hacer más que crecer.

Javier: ¿Cómo ven las energías alternativas? ¿Veis algún tipo de presión de estas en las compañías petrolíferas?

Henry: No especialmente, en USA el mejor modo de cambiar la demanda del crudo hacia por ejemplo coches híbridos es subiendo los precios de la gasolina. Un modo de hacer esto sería aumentando los impuestos sobre la gasolina, como sucede aquí en Europa. En Estados Unidos el impuesto federal sobre el crudo es de sólo de 22 céntimos de dólar por galón, mientras que la media para Europa es de 4-5 dólares por galón. Por este motivo no estamos fomentando entre los consumidores el uso de vehículos híbridos y energías alternativas. Del mismo modo, la tecnología todavía no está lista para cumplir con las expectativas del consumidor, es un hecho que por ejemplo la batería del nuevo modelo de Nissan que saldrá a la venta a finales de año y que será un coche con un precio de entre 30-32 mil dólares sólo tendrá una autonomía de 100 millas por carga. La flota automovilística en USA ahora mismo es aproximadamente de 270 Millones de vehículos en la carretera. Imaginemos por un momento que en el corto plazo el uso de vehículos híbridos aumenta hasta ser un 20% del total, no estoy totalmente convencido de que las infraestructuras estén listas para cumplir con este volumen de vehículos híbridos en la carretera, lo que es otro problema añadido. No estoy especialmente preocupado y no creo que este tipo de cambios ocurran con rapidez en los próximos 5-10 años en Estados Unidos.

Próximamente publicaremos la segunda parte de esta entrevista, como siempre esperamos vuestros comentarios y sugerencias en el espacio habilitado para ello más abajo.

 

Facebook Twitter LinkedIn

Sobre el Autor

Javier Sáenz de Cenzano, CFA

Javier Sáenz de Cenzano, CFA  Director de Análisis de Fondos para Morningstar en España y en Italia

© Copyright 2022 Morningstar, Inc. Reservados todos los derechos.

Términos de uso        Política Privacidad        Cookie Settings