Índices sostenibles y diversificación

El enfoque best-in-class permite a los índices sostenibles tener una diversificación similar a la de los índices tradicionales.

Fernando Luque 31/05/2021
Facebook Twitter LinkedIn

Cuando hablamos de índices sostenibles y diversificación surgen dos preguntas. La primera es si los índices de sostenibilidad son índices diversificados. La respuesta correcta es depende. Depende de cómo se haya construido el índice. Hay índices diversificados e índices que no lo son, pero no es que unos sean entre comillas mejores que otros. Los grandes proveedores de índices han construido índices a la medida de la demanda. Por ese motivo, si hablamos por ejemplo de diversificación geográfica, podemos encontrar índices evidentemente diversificados globalmente, pero también hay índices regionales, índices que cubren, por ejemplo, exclusivamente Europa, Estados Unidos y los países emergentes.  

La segunda pregunta es si los índices de sostenibilidad que cubren el espectro completo de la renta variable deben ser diversificados. Y aquí la industria ha sufrido una evolución interesante. Los primeros índices de sostenibilidad eran índices de exclusión. Se excluían determinados sectores, industrias particularmente contaminantes o poco amigables con la sostenibilidad (industria petrolera, tabaquera, de armamentos, etc). Y ese aspecto era precisamente uno de los argumentos en contra de la inversión sostenible. Se decía que al reducir el universo de inversión, se reducían las posibilidades de ganancias.

La corriente es actual es el “best-in-class” más que la exclusión, es decir de no excluir un sector por ser, por ejemplo, contaminante sino incluir en el índice las mejores compañías en relación a la sostenibilidad. Por eso, por ejemplo, los índices sostenibles que construye Morningstar (pero lo mismo podría decir de otros proveedores de índices) pretenden de alguna manera replicar la distribución regional y sectorial de los índices más amplios de mercado.

Y, creo que así deben serlo. Debe haber índices sostenibles diversificados porque el índice no sólo tiene como objetivo ser el subyacente de un ETF, sino que también debe ser una referencia para la rentabilidad obtenida por los gestores.  

¿Y cómo lo han hecho los índices sostenibles frente a los índices tradicionales? Si tomo como referencia los índices que construimos nosotros y más concretamente el Global Markets Sustainability contra el Global Markets, primero vemos que a largo plazo no hay prácticamente diferencia entre las rentabilidades de ambos índices. A más corto plazo, sin embargo, vemos una ligera ventaja del índice de sostenibilidad frente al índice tradicional.

Además de índices globales o regionales, la industria también se está centrando en la construcción de índices de impacto, centrándose en una problemática específica en relación con cada uno de los factores ESG, ya sean Índices bajo en carbono o índices de igualdad de género, que no tienen por qué ser índices excluyentes sino que, me atrevería a decir que deben ser, índices diversificados.

Mi último comentario respecto a la problemática de la diversificación de los índices de sostenibilidad es que hay segmentos del mercado que están, por el momento, poco cubiertos. Me refiero, por ejemplo, a índices de renta fija (de momento los proveedores de índices se han centrado sobre todo en la renta variable), pero también hay hueco en la parte de renta variable si pensamos en índices sectoriales o en índices factoriales, aunque también hay que decir que el desarrollo de estos índices vendrá de la mano de los ETFs.

Facebook Twitter LinkedIn

Sobre el Autor

Fernando Luque

Fernando Luque  es el Senior Financial Editor de www.morningstar.es

© Copyright 2022 Morningstar, Inc. Reservados todos los derechos.

Términos de uso        Política Privacidad        Cookie Settings