¡Bienvenidos a la nueva página web de morningstar.es! Obtenga más información sobre los cambios y las nuevas funcionalidades que le llevarán al éxito financiero.

Pasión por el Low Cost

En los últimos 12 meses, los fondos pasivos europeos han registrado un crecimiento orgánico del 8%, frente al -1,2% para los fondos activos.

Valerio Baselli 18/09/2019

Los productos de inversión de bajo coste, los productos negociados en bolsa (ETF) y los fondos indexados siguen ganando cuota de mercado. Por supuesto, el sector europeo de fondos (excluidos los fondos del mercado monetario) sigue estando dominado en gran medida por la gestión activa, con un 82% de los activos totales, pero el crecimiento de la inversión pasiva en los últimos años es evidente para todos, tanto en los EE.UU. (donde ahora alcanza casi el 40% de los activos) como en Europa.

Según los datos de Morningstar, durante el último año, los fondos europeos gestionados activamente sólo han registrado cuatro meses de entradas netas positivas, mientras que para encontrar el último mes de salidas netas de productos indexados hay que retroceder en el tiempo hasta septiembre de 2014.

Los fondos pasivos europeos (incluidos los ETF) tienen una tasa de crecimiento orgánico a un año del 8%, frente a una tasa negativa del -1,2% de los fondos activos (la tasa de crecimiento orgánico expresa los flujos en relación a los activos al comienzo del período considerado).

 

Flujos netos mensuales de los fondos europeos (activos vs pasivos)

Fuente: Morningstar Direct (datos en euros al 31/7/2019 - fondos domiciliados en Europa excluyendo a los monetarios)

 

 

Tasa de crecimiento orgánico mensula de los fondos europeos (activos vs pasivos)

Fuente: Morningstar Direct (datos al 31/7/2019 - fondos domiciliados en Europa excluyendo a los monetarios)

 

Más en detalle, podemos ver que a finales de julio teníamos 3.289 productos indexados domiciliados en Europa (de los cuales 2.305 eran ETFs), que recaudaron más de 115.000 millones de euros en el periodo comprendido entre agosto de 2018 y julio de 2019. También observamos que, dentro del universo de la gestión pasiva, los ETFs recaudaron más que los fondos índice, aunque los activos bajo gestión de estos últimos son ligeramente más importantes.

En resumen, el interés de los inversores europeos con los ETFs parece continuar. Esta tendencia también se refleja en el número de productos disponibles, así como en los nuevos lanzamientos. Los activos gestionados por los ETFs están a punto de superar a los de los fondos indexados tradicionales, lo que indica que los inversores aprecian la flexibilidad y la gama de opciones que ofrecen estos instrumentos. Con la llegada de MiFID II, cabe esperar que esta tendencia en Europa continúe en el futuro.

 

Gestores activos en dificultades

A nivel de clases de activos, la diferencia entre la captación de fondos de renta variable pasiva y la de sus competidores activos es notable, a pesar de que estos últimos son mucho más numerosos (9.014 frente a 1.779 a finales de julio). Ahora parece claro que la dificultad demostrada de los gestores de renta variable para superar su índice de referencia a largo plazo y los costes de gestión especialmente bajos convierten los fondos pasivos en una opción convincente para un número cada vez mayor de inversores.

Al otro lado del Atlántico, en los Estados Unidos, es precisamente estos días cuando los productos indexados de bolsa americana han superado por primera vez en la historia a sus competidores activos en términos de activos bajo gestión.

 

Similares, pero no idénticos

Sin embargo, el éxito de la gestión pasiva no debería hacernos olvidar que los ETFs tradicionales y los fondos de índices no son lo mismo. El objetivo es común (reproducir la rentabilidad de un índice), pero con características diferentes. La distinción es que los primeros son fondos que cotizan en el mercado y se negocian en tiempo real como una acción, mientras que en el caso de los segundos sólo se pueden comprar o vender cuando se conoce el valor liquidativo al final del día.

Esto tiene consecuencias importantes, especialmente en términos de costes. En términos medios, los ETFs tienen comisiones más bajas que los fondos indexados, pero tienen que hacer frente a una serie de gastos relacionados con su cotización en el mercado, especialmente en términos de costes de transacción, por ejemplo, como resultado del volumen de negocios del índice replicado, y del diferencial bid-ask del fondo cotizado, que a su vez depende de la liquidez del subyacente.

 

A continuación, presentamos los 10 ETFs y los 10 fondos pasivos que más han recaudado en el último año.

¿Cree que lo sabe todo sobre inversiones? Haga clic aquí para comprobarlo con nuestro test Morningstar Investing Mastermind.

Sobre el Autor

Valerio Baselli

Valerio Baselli  es Editor de Morningstar en Italia y Francia.

Confirmación audiencia


Nuestro sitio utiliza cookies y otras tecnologías para personalizar su experiencia y comprender cómo usan el sitio usted y otros visitantes. Ver 'Consentimiento de cookies' para más detalles.

  • Otros sitios web de Morningstar
© Copyright 2018 Morningstar, Inc. Todos los derechos reservados.      Términos de Uso  y nuestra      Política de privacidad    Consentimiento de cookies