Flujos de Fondos Europa: Mayo 2018

Los problemas en la UE y el nerviosismo en los mercados emergentes provocan la salida de inversores de fondos de renta variable y de renta fija.

Ali Masarwah 02/07/2018

La vuelta de la ansiedad por la estabilidad de la Eurozona y de los países emergentes provocó una salida generalizada de inversores de los fondos de renta variable y de renta fija en este último mes de mayo. Los fondos con vocación de largo plazo y los ETFs sufrieron salidas netas combinadas de unos 12.200 millones de euros, el primer mes de flujos negativos desde noviembre de 2016, según las estimaciones de Morningstar.

Los fondos y ETFs de renta variable sufrieron reembolsos por valor de 7.700 millones de euros, el nivel más alto de salidas desde junio de 2016. Antes de caer en terreno negativo, las entradas se habían reducido progresivamente a lo largo de estos últimos meses. Las categorías de renta variable europea y emergentes fueron las víctimas más destacadas, mientras que los fondos de renta variable global de gran capitalización, tecnología y crecimiento de EE.UU. lograron suscripciones atractivas.

 

 

Los fondos de renta fija se desplomaron y las salidas de 14.200 millones de euros convirtieron al pasado mes de mayo en el peor mes para los fondos de bonos domiciliados en Europa en cinco años en términos de flujos. El mínimo anterior se registró en junio de 2013, cuando el llamado "taper tantrum" provocó una salida generalizada de los inversores de los fondos de bonos. Al igual que entonces, los fondos de mercados emergentes, los de high yield, alto rendimiento y otros fondos que invierten en segmentos de mayor riesgo de los mercados de renta fija fueron los que más sufrieron.

Los fondos mixtos siguieron con su tónica positiva, pero la demanda se mantuvo en el nivel más bajo desde diciembre de 2016. La afluencia a fondos alternativos también fue débil, aunque los niveles del mes pasado estuvieron en línea con la débil demanda observada este año para estas estrategias.

Los fondos de metales preciosos (en su mayoría ETFs cotizadas en bolsa) brillaron a medida que los inversores volvían a acudir en masa a estos fondos, que suelen ser buscados en tiempos de tensión en los mercados. Esta tendencia se ha venido observando en los últimos meses desde que la volatilidad se recuperó a principios de febrero. Los fondos del mercado monetario registraron salidas de 11 300 millones de euros, que salieron principalmente de productos domiciliados en Francia.

Categorías con más entradas

Una mirada a las categorías Morningstar más apreciadas revela que los fondos de renta variable global de gran capitalización disfrutaron de los mayores flujos de entrada. Es muy probable que estos flujos reflejen el optimismo de los inversores con respecto a las perspectivas de crecimiento económico mundial. Los inversores favorecieron productos pasivos para la exposición a la renta variable global, pero los fondos activos también vieron flujos netos positivos. Las suscripciones recibidas por el UBS ETF MSCI ACWI SF - más de 3.000 millones de euros – rozaron casi a la mitad de las entradas netas totales de la categoría.

Lo contrario ocurrió en la categoría de renta variable del sector tecnológico, en la que los fondos gestionados activamente atrajeron alrededor del 90% de las entradas netas. El sector de la tecnología es una clara apuesta de momentum. Aparentemente muchos inversores consideran los fundamentales de este sector como atractivos. Debido a que la mayoría de los grandes valores tecnológicos son empresas estadounidenses, esto también explica en cierta medida la alta demanda por los fondos de crecimiento estadounidenses.

 

 

Categorías con más salidas

En cuanto a las categorías con más reembolsos, el hecho de que, en muchos casos, las salidas afecten tanto a los fondos activos como a los pasivos indica que las decisiones de asignación de activos fueron el principal motor de las ventas de estos productos. Los inversores de renta variable se alejaron de los fondos europeos de gran capitalización (más de 3.000 millones de euros de reembolsos netos en mayo) y de los fondos de mercados emergentes (1.300 millones de euros de salidas netas). Los fondos de bonos flexibles y de bonos de alto rendimiento también permanecieron en las listas de ventas de los inversores europeos.

Específicamente, la categoría de bonos de alto rendimiento dólar sufrió su 12º mes consecutivo de salidas netas. Dentro de esta categoría, el Neuberger Berman High Yield Bond Fund, que tiene una calificación de Morningstar Analyst Rating de Silver, perdió 230 millones de euros en mayo, lo que eleva a más de 2.000 millones de euros las salidas netas del fondo durante el pasado año.

 

 

Nota: La información utilizada en este artículo ha sido extraída de nuestra plataforma para inversores profesionales Morningstar DirectSi es inversor profesional y quiere saber más sobre Morningstar Direct haga clic aquí



¿Cree que lo sabe todo sobre inversiones? Haga clic aquí para comprobarlo con nuestro test Morningstar Investing Mastermind.

Sobre el Autor Ali Masarwah

Ali Masarwah  Ali Masarwah ist als Chefredakteur für die deutschsprachigen Seiten von Morningstar verantwortlich.