Para seguir utilizando esta página web debe permitir el uso de cookies en su equipo. Haga clic aquí para tener más información sobre nuestra política de cookies así como los tipos de cookies que utilizamos.

El coste del market timing

Actualizamos nuestro estudio a nivel mundial sobre la diferencia entre la rentabilidad que obtienen los inversores y la rentabilidad que consiguen los fondos

Morningstar ha publicado hoy su primer estudio mundial sobre las rentabilidades de los inversores, "Mind the Gap 2017", que mide qué rentabilidad ha obtenido el inversor medio en un fondo y el impacto que su comportamiento ha tenido en los resultados de la inversión. El estudio utiliza la metodología de rentabilidades del inversor desarrollada por Morningstar para calcular la rentabilidad ponderada en dólares del fondo que incorpora el efecto de las entradas y salidas de efectivo de las compras y ventas de participaciones, así como el aumento del patrimonio del fondo.  El “gap” o la brecha hace referencia a la diferencia entre las rentabilidades ponderados en función de los flujos y las rentabilidades ponderadas en función del tiempo, lo que refleja cómo de oportunistas han sido los inversores con sus inversiones.

Las rentabilidades de los inversores son una lente útil para entender cuándo estos inversores utilizan bien sus fondos y cuando no lo hacen. Aunque se ha escrito mucho sobre los gestores activos que no superan a sus benchmarks, se presta menos atención a los inversores que no consiguen batir a sus fondos.

Durante el período de cinco años hasta el 31 de diciembre de 2016, el estudio muestra que las rentabilidades de los inversores a nivel mundial han variado respecto de las rentabilidades anunciadas por los fondos en un rango de -1,40% a 0,53% por ciento por año en términos medios. 

Sin embargo, los inversores obtuvieron mejores resultados al utilizar programas de inversión sistemáticos y también al seleccionar fondos de menor coste. El estudio se basa en datos de Morningstar sobre fondos domiciliados en Australia, Canadá, Hong Kong, Luxemburgo, Singapur, Corea del Sur, Taiwán, Reino Unido y Estados Unidos. Morningstar también ha testeado cuatro factores y sus efectos sobre las rentabilidades de los inversores: los gastos totales, el riesgo, la desviación estándar y la antigüedad del gestor.

Las aportaciones periódicas a planes de ahorro sistemático y el reequilibrio automático resultan clave para generar rentabilidades positivas para los inversores en países como Australia, Corea del Sur y Estados Unidos.

Como los planes de ahorro ofrecen cada vez más una opción de inversión automática, los inversores también están obteniendo más acceso a los fondos de menor coste. Nuestros análisis demuestran que, cuando se clasifican por coste, los fondos más baratos producen mejores rentabilidades para los inversores en general, una tendencia emergente en Luxemburgo y Estados Unidos.

Pinche aquí para leer el estudio completo.

¿Cree que lo sabe todo sobre inversiones? Haga clic aquí para comprobarlo con nuestro test Morningstar Investing Mastermind.

Sobre el Autor Matias Möttölä, CFA

Matias Möttölä, CFA  Matias Möttölä, CFA, on Morningstar.fi-sivuston päätoimittaja ja rahastoanalyytikko